¿Cómo ganar condición física?

A todos nos gusta estar en óptima forma física, ya que es sinónimo de tener ventajosas cualidades como velocidad, resistencia y flexibilidad, además de significar que contamos con buena salud. Sin embargo, ellas varían de acuerdo a cada persona según las actividades que realicen diariamente, asimismo, a medida que pasan los años estas facultades disminuyen, ya sea por no hacer ejercicio, por no tener una alimentación balanceada o por vejez. Por eso es importante saber el top 10 cómo ganar condición física, en el que te mostraremos lo que necesitas para comenzar una rutina con la que logres cumplir tus objetivos, o simplemente mantener tus costumbres saludables.

1 – Cíñete a una rutina

Un paso importante si quieres ganar condición física es planificar tus hábitos alimenticios y tu rutina de ejercicios, ya que saber qué es lo que tienes que hacer es determinante para que puedas cumplir tu objetivo. Una de las opciones es realizar un horario de la semana, esto te ayudará a saber qué tienes que realizar cada día y a mantener la constancia con tus nuevas costumbres.

2 – Ten una dieta saludable

Tener una alimentación balanceada es fundamental para mejorar tu estado físico, una recomendación importante es que comas cuando tengas hambre, sí, suena obvio, ¿verdad?, pues resulta que muchas personas no comen por esta razón, sino por ansiedad, gula o depresión. Puedes comenzar con pequeños cambios en tu dieta, por ejemplo: en el desayuno, en lugar de comer solo grasas, puedes agregar también frutas y verduras que contengan nutrientes. Otra cosa que puedes hacer es reducir las porciones de tus alimentos. Si quieres saber exactamente qué tipo de alimentación necesitas tener, visita a un nutricionista, este te sabrá guiar hacia la opción correcta. Si combinas una buena dieta con los ejercicios, te aseguro que tendrás los resultados que buscas.

3 – Entrena tu flexibilidad

¿Se acuerdan de las cualidades que nombramos al principio?, la flexibilidad fue una de ellas, y se tiene que trabajar con entrenamiento continuo, ya que se obtiene con el paso del tiempo. Esta facultad elimina tensiones y alivia contracturas musculares. Los ejercicios recomendados son estiramiento de los hombros y de los brazos, yoga y estiramiento de las piernas. Si no realizas adecuadamente los movimientos puedes aumentar las probabilidades de tener lesiones, provocar dolor y deformaciones en las posturas.

4 – Entrena por circuitos

Cuando realices una actividad física de estilo aeróbica, hazlo por intervalos de tiempo, ya que es sumamente intenso y exige mucho de la respiración para poder realizarse. Esto aumenta el consumo de oxígeno del cuerpo, mejorando tu salud de forma considerable. Para ponerlo en práctica necesitas hacer diferentes ejercicios de manera rotativa, así puedes prevenir lesiones. Algunos de los que deberías implementar son: sentadillas, correr, elevar la pierna, plancha para brazos, ejercicio para fortalecer la espalda y flexiones.

5 – Entrena modificando la intensidad

Luego de entrenar de forma continua disminuye 40% el ímpetu de tu rutina física. La próxima semana retoma tu intensidad normal, de esta manera incrementarás gradualmente tu resistencia. Si necesitas saber tu nivel de intensidad al momento de ejercitarte, puedes realizar la prueba del habla. “¿Pero, en qué consiste?”, se trata de, como su nombre lo indica, hablar, es decir, si puedes hablar, pero no cantar, quiere decir que haces actividad aeróbica moderada (intensidad moderada), si en cambio solo puedes decir algunas palabras, estás haciendo actividad aeróbica vigorosa, y si no puedes hablar en lo absoluto, te estás forzando en exceso.

6 – Resistencia

Las actividades de resistencia ayudan a ejercitar de forma correcta el condicionamiento físico. Existen dos tipos: la aeróbica o también llamada orgánica, esta se caracteriza por realizar un esfuerzo durante una cantidad prolongada de tiempo y de mínima intensidad, manteniendo un balance entre el gasto y el aporte de oxígeno, de ella se consigue energía por medio de la oxidación de ácidos grasos y glucógeno. El otro tipo de resistencia se denomina anaeróbica, y es la capacidad de sobrellevar esfuerzo de mucha intensidad, pero de corta duración; esto retrasa la fatiga, pero disminuye rápidamente las reservas orgánicas, aquí no hay un equilibro entre el oxígeno que se consume y el aportado. Algunos ejercicios para mejorar tu resistencia son: caminar rápido, bailar, trotar, andar en bicicleta, nadar, subir colinas, entre otros.

7 – Mantente motivado

La motivación es muy importante a la hora de hacer ejercicio, ya que, si no te sientes así, se notará en el desempeño de tus actividades y sobre todo en los resultados que no verás. Usualmente al principio uno se encuentra motivado y con mucha energía, pero a medida que transcurre el tiempo esta tiende a decaer, ya sea por factores externos o por pereza. La clave está en ser consistentes y tener compromiso con el ejercicio, por eso es importante que te mantengas animado, ya sea pensando en cumplir tus metas, escuchando canciones mientras te ejercitas, leyendo historias de éxito sobre ganar condición física o trabajar en grupo con personas con los mismos fines que los tuyos.

8 – Juega

Para no aburrirte de las rutinas que has planificado semana a semana, debes divertirte haciéndolas, ¡sí, divertirte! Para ello puedes realizar deportes que te parezcan entretenidos o en los cuales tengas algún interés, además, nunca es tarde para aprender una nueva disciplina. Otra ventaja es que el juego y la competencia que existe en él te exigirá esforzarte al máximo.

9 – Consejos sobre cómo ganar condición física

Un par de consejos importantes para saber cómo ganar condición física son: no comer porque te encuentras aburrido, trata de ocupar todo el tiempo que tengas disponible en actividades que te ayuden a sacar provecho para tus objetivos, realiza ejercicios de distintos tipos, tanto aeróbicos como anaerobicos y de circuitos. También toma en cuenta la paciencia, los cambios no llegan de un día para otro, además, tampoco creas en publicidades engañosas que te prometen que estarás en buena forma en un mes. Por último, mantente motivado como lo dijimos en el punto anterior, ya que no solo es importante tu estado físico, si no también tu estado emocional.

10 – Advertencias

No olvides no forzar tus músculos, toma en cuenta el punto número 6 sobre exigirte demasiado, pues de lo contrario podrías ocasionarte una lesión u otro daño. En caso de que esto ocurra, procura consultar con tu doctor de confianza. Es importante que siempre tengas consigo tu botella de agua cuando realices ejercicios, es necesario tomarla para que nos sufras de deshidratación, debido a que se pierde mucho líquido en forma de sudor al realizar actividades físicas.

¿Cómo Ganar Capacidad Pulmonar?
¿Cómo Ganar Volumen en los Brazos?
¿Cómo Ganar Un Partido de Futbol?
¿Cómo Ganar Fuerza en Las Piernas?
¿Cómo Ganar Peso Muscular?
¿Cómo Ganar Volumen?
¿Cómo Ganar Altura?
¿Cómo Ganar Masa Muscular Naturalmente?
¿Cómo Ganar Velocidad?
¿Cómo Ganar Velocidad Corriendo?
¿Cómo Ganar Masa Muscular y Perder Grasa?
¿Cómo Ganar Resistencia?
¿Cómo Ganar Estatura?
¿Cómo Ganar Masa Muscular en Poco Tiempo?
¿Cómo Ganar Volumen Muscular?
¿Cómo Ganar Peso Rápido?
¿Cómo Ganar Fuerza?
¿Cómo Ganar Masa Muscular en los Brazos?
¿Cómo Ganar Musculo?

Facebook Comments